QUE ES LA PIÑUELA
08 febrero 2022
Geovanny Martínez
Noticias

Conoce la Piñuela, un fruta exótica de la temporada en Yucatán

La piñuela es un fruto olvidado que se esconde en la selva y es reconocido como ch’om en la lengua maya. Esto es lo que debes saber.

En la localidad de Tixkokob, el principal municipio urdidor de las hamacas en Yucatán, se encuentra la Piñuela, una fruta exótica de la zona que actualmente está en temporada y se ha robado la atención de quienes llegan a este destino.

La piñuela es un fruto olvidado que se esconde en la selva y es reconocido como ch’om en la lengua maya. En Yucatán se acostumbraba a que este fruto solía ser una de las mejores golosinas que se vendían fuera de las escuelas, en los mercados.

La Piñuelillas como también la conocen, forma parte de la familia de plantas monocotiledóneas, es decir, de hierbas y matas. Para encontrarla se necesita llegar hasta donde los matices de la naturaleza se unen, al menos 9 hectáreas de ecosistema.

En monte adentro se encuentra la Familia Arenas Mena, junto a “Totoro”, el más pequeño de la casa, quien cada febrero recorre el terreno en la búsqueda de la piñuela, la fruta de la temporada.

La planta se caracteriza por sus hojas reunidas en la base, de margen dentado y espinoso, haciéndola poco desapercibida. Asimismo, su fruta es de color rosa y se encuentra escondida en su centro.

La piñuela luce como un pequeño rábano alargado, el cual puede ser de diferentes tamaños y está cubierto de tierra. En cuanto a su sabor, este suele ser parecido al de la piña.

Técnica para sacar la Piñuela

De acuerdo a la familia Arenas, cada mata podrá dar hasta 40 frutos. Su forma de retirarla debe de ser despacio para evitar que la persona se lastime y se deberá arrancar desde la base. Una vez que saques la primera piñuela, esta ayudará a aflojar las demás.

Cómo cocinar una piñuela

De acuerdo a la cocina yucateca, las piñuelas debes de ponerlas en un palangana, donde las apilaras una por una y lavarlas bien, para retirar el exceso de tierra.

Este trabajo debe de ser cuidadoso, debido a que las matas a veces esconde algunos animales como las serpientes.

Una vez limpias, se prende la candela con carbón y entonces las “sanchocahas” , tal y como dicen los yucatecos, a fuego medio por una hora.

Una vez que pase el tiempo, las sacas del fuego y las dejas reposar a temperatura ambiente, y es entonces cuando la magia del sabor comienza.

Es casi una tradición comer las piñuelas con chile molido y puede ser un acompañante de todas las comidas. También le puedes agregar limón, una fusión que invita a probarlos.

¡Suscríbete a nuestro boletín de Azteca Quintana Roo en Google News!
Contenido relacionado